Sesshin


La traducción literal que da el diccionario de Budismo japonés de F. Girard para este término es ‘retiro, recogimiento, concentración del pensamiento’. Es, pues, no dejar que el espíritu se disperse, se pierda en el encadenamiento de las maquinaciones mentales y, por lo tanto, establecer una profunda intimidad con uno mismo.

La sesshin es un tiempo en el que nos dedicamos de forma intensiva a la práctica de zazen y a una especial concentración en todos y cada uno de los actos de la vida cotidiana, desde que nos levantamos hasta que nos acostamos.

Desde la época del Buda Shakyamuni la sesshin es un momento privilegiado para la vida de los monjes y laicos zen. En nuestra tradición de Occidente su duración puede variar de uno a varios días durante los cuales zazen y samu (trabajo para la colectividad) se suceden continuamente. En una sesshin todo se organiza para que el espíritu pueda estar siempre concentrado, atento, silencioso en todas las actividades.

Zen es la enseñanza de la eternidad contenida en un instante y en una sesshin podemos actualizar esta premisa instante a instante llevando a cabo una revolución fundamental para nuestra vida. Si así lo entendemos, nuestra vida puede ser más ligera.


Retiros de verano

La tradición de los retiros de verano tiene su origen en los tiempos del Buda. Durante los tres meses de los monzones todos los discípulos se reunían en torno a Shakyamuni para practicar juntos, lejos de la agitación y de las preocupaciones del mundo.

Esta tradición se perpetuó más tarde en China, en Japón y desde 1967, con la llegada del Maestro Deshimaru, también en Europa. Todos los años, durante varios días, los discípulos tienen la oportunidad de retirarse a la tranquilidad, cortar con la vida agitada y ruidosa del mundo social, y recuperar las condiciones ideales para practicar juntos la Vía del Buda.

Rohâtsu sesshin


El 8 de diciembre es la fecha en la que se conmemora el Despertar del Buda Shakyamuni y, siguiendo el ejemplo de su determinación y entrega, en los templos Zen se acostumbra a dedicar la semana que va del 1 al 8 de diciembre a la práctica intensiva de meditación, reduciendo al máximo el resto de actividades cotidianas y sin ninguna interferencia externa.

Al término de esta semana, el día 8 de diciembre, se celebra una ceremonia en recuerdo de ese Despertar y en agradecimiento al Buda.


Semana Fuse


El término fuse quiere decir ‘don, dar’, es aquello que se da de forma generosa sin ninguna motivación egoísta. Fuse es una de las seis Paramitas, las seis perfecciones de la sabiduría. El Universo entero existe en el marco del fuse: dar-recibir. Durante una semana fuse, además del zazen matutino y vespertino, concentramos nuestra actividad generosa y nuestras habilidades en el desarrollo de un objetivo para el bien común.

Normalmente las semanas fuse se llevan a cabo en un templo y están dirigidas a ayudar al buen desarrollo del mismo.

Durante este periodo mantenemos el mismo estado de concentración que tenemos durante zazen y lo trasladamos a todas las actividades.

Nosotros participamos anualmente en las Semanas fuse organizadas en el Templo de Seikyuji en la finca La Morejona de la provincia de Sevilla.


Egutegia | Calendario | Calendar

Dojo VITORIA-GASTEIZ

Informacioa eta Argibideak

Información e Inscripciones

Templo SEIKYUJI

Informacioa eta Argibideak

Información e Inscripciones

Templo LA GENDRONIERE

Informacioa eta Argibideak

Información e Inscripciones